Una mujer de 28 años que estaba embarazada perdió a su bebé en el baño de urgencias del hospital Virrey Solís, en el norte de Bogotá. Familiares denuncian que la víctima duró más de ocho horas esperando a que la atendieran.

Diana Pérez tenía cuatro meses de embarazo, su hijo sería el primero en la familia, pero un fuerte dolor de pelvis la llevó a la sala de urgencias del hospital Virrey Solís, ubicado en el barrio La Castellana, en el norte de Bogotá, lugar donde perdió a su bebé.

La mujer denuncia que a pesar de las súplicas para que la atendieran, duró más de ocho horas esperando atención médica, pero ésta nunca llegó.

“Simplemente me decían que faltaban 57 usuarios por encima, tienes que esperar y ser paciente”, contó Diana Pérez.

La madre de Diana Pérez, asegura que se trataría de una negligencia médica.

“Yo la lleve hasta el baño y ella me dijo que expulsó algo, entonces yo lo que hice fue meter la mano, saqué lo que había ahí y lo puse en un papel”, explicó Miriam López, madre de la víctima.

En medio del desespero por la falta atención medica, se sumó el maltrato que recibieron cuando uniformados de la Policía intentaron agredirlos y sacarlos del lugar.

Publicidad

CM& intentó comunicarse con la EPS Salud Total, para saber porqué no hubo atención, pero no obtuvimos respuesta.

Entre tanto, la Fiscalía General de la Nación y la Secretaría de Salud iniciarán las investigaciones para determinar si hubo, o no, negligencia en este centro médico.