El Consejo de Estado negó la tutela que presentó la magistrada de la Corte Suprema de Justicia, Cristina Lombana, contra sus compañeros de la Sala de Instrucción.

En el recurso la magistrada alegaba que se violaron sus derechos al ser apartada del conocimiento de los procesos que adelantaba en contra del senador Álvaro Uribe por ser militar en ejercicio.

A esa conclusión llegaron sus compañeros de Sala al resolver una recusación en su contra, pues señalaron que su condición de militar le impedía continuar con el caso, teniendo en cuenta que Uribe fue su comandante en jefe cuando ejerció la Presidencia.

La Sección Segunda del Consejo de Estado le dio la razón al resto de los integrantes de la Sala de Instrucción y consideró que la decisión no viola los derechos de la magistrada porque efectivamente ella es militar en ejercicio, lo cual, para el caso en particular, le genera un impedimento.

Nancy Torres Leal