El gobernador de Cundinamarca, Nicolás García Bustos expidió el Decreto 189 para dar inicio a una nueva jornada de toque de queda nocturno en todo el departamento; la medida empezó desde este martes y va hasta el lunes 31 de mayo en el horario de la medianoche hasta las cinco de la mañana.

El Decreto contempla, como en anteriores ocasiones, que solo podrán circular las personas que acrediten estar dentro de las excepciones establecidas en la norma. 

Podría interesarle: Colombia llega a las 8.613.236 vacunas aplicadas contra el COVID-19

De igual forma, los 116 alcaldes municipales están en la facultad de establecer medidas como el pico y cédula y el pico y placa al interior de sus municipios, así como el establecimiento de puntos de control por parte de las autoridades de tránsito para regular que el aforo en los vehículos de transporte público no supere el 70%.

Por otro lado, el consejo de seguridad de Cundinamarca tomó la decisión de instaurar el puesto de mando unificado – PMU desde este miércoles a las siete de la mañana, con el objetivo de monitorear y verificar los municipios y con ello, tomar medidas para mantener con tranquilidad al departamento.