En zona rural de Cúcuta, Norte de Santander se registró una nueva masacre. El hecho ocurrió a 40 minutos de la zona fronteriza con Venezuela.

Los cuerpos fueron encontrados en una trocha ilegal que comunica a los dos países, la cual es usada para el paso de mercancía de contrabando. Además, en esa zona se mantiene una disputa territorial entre Los Rastrojos y el ELN.

La Policía y el Ejército investigan si las personas fueron asesinadas en otro sitio y trasladadas al sector de Agua Clara.

«Esta nueva masacre se suma a las dos ocurridas en las últimas tres semanas. 17 personas han sido asesinadas en las tres masacres. En este primer semestre en Norte de Santander han ocurrido cinco masacres que han dejado 29 muertos», señaló Wilfredo Cañizarez, director de la Fundación Progresar.