Nuevas líneas de investigación en el caso de Odebrecht permitieron a la Fiscalía establecer que al menos diez personas más deberían ser imputadas por su participación en el entramado de corrupción de la multinacional brasileña en Colombia.

Según el ente investigador, con el apoyo del FBI (Oficina Federal de Investigación del Departamento de Justicia de Estados Unidos), se logró adelantar la investigación que vincularía formalmente a otras personas, que en distintas maniobras, intentaron ocultar y darle apariencia de legalidad a los dineros que la constructora habría destinado para pagar dádivas.

Le puede interesar: Organización criminal conformada por una familia hizo millonario desfalco al Estado

“La actividad investigativa, realizada con apoyo del FBI, puso en evidencia transacciones financieras en la banca internacional, subcontratos y otras maniobras que habrían sido usadas para mover los dineros destinados al pago de dádivas”, aseguró la Fiscalía.

David Eduardo Villalba Escobar; los brasileños Amilton Hideaki Sendai, Manuel Ricardo Cabral Xinemes, Luiz Antonio Bueno Junior y Amilton Hideaki Sendai, los ciudadanos españoles José Díaz Vecino y Juan José Lago Novas, Domingo Dulce, el uruguayo Andrés Norberto Sanguinetti Barros y el representante legal de la empresa Aldepósitos Zona Franca SAS, Luis Eduardo Gómez Martínez serán los próximos imputados.

Le recomendamos leer: “Iván Márquez merece una nueva oportunidad de negociar la paz”: diputado español

Sumado a esta lista, Daniel Ricardo Hernández, fiscal delegado ante el Tribunal de Distrito, también será imputado por los delitos de prevaricato por omisión y amenazas a testigo.

“El fiscal Hernández Martínez, al parecer, hizo una solicitud defectuosa de las citadas órdenes de captura contra los tres extranjeros, directivos de la multinacional brasileña, y omitió darles trámite legal, es decir, no las registro en el Sistema de Información sobre Antecedentes y Anotaciones (SIAN) para que se hicieran efectivas”, informó la Fiscalía.