Uno de los abogados que habría sido beneficiario de los pagos del clan de los Nule y otro investigado por haber aprobado la indemnización a un contratista que no inició sus obras, están entre los mejor calificados como procuradores judiciales.

Ambos representaron a la nación en pleitos emblemáticos y millonarios que perdieron, uno para beneficiar a los Nule y el otro al dueño de la franquicia de Miss Mundo en Colombia.