Eran las 7:30 p.m. del domingo 1 de septiembre y Karina García, candidata a la Alcaldía de Suárez, Cauca, se movilizaba por la vía que comunica con el municipio de Betulia junto con su madre, una representante de la mesa de víctimas, el presidente de la Junta de Acción Comunal del barrio Las Brisas, una seguidora de la campaña y un aspirante al Concejo.

Le puede interesar: Asesinan a Karina García, candidata a la alcaldía de Suárez, Cauca

En el camino se encuentran con una camioneta Toyota atravesada en la vía y sin mediar palabras unos sujetos armados empiezan a disparar y a lanzar granadas contra Karina y su comitiva.

“Nos fueron dando plomo con arma larga, fusil y con granadas de mano. Trate de retroceder la camioneta pero era imposible ante el poder de fuego que tenían los subversivos, yo lo único que les gritaba era que nos tiráramos al monte”, contó a Noticias RCN el escolta del esquema de protección de la candidata al Partido Liberal, único sobreviviente de esta masacre.

El hombre adscrito a la Unidad Nacional de Protección dijo que los impactos de fusil penetraron el blindaje de la camioneta, así que escapó como pudo por una de las puertas traseras del vehículo.

«Gritaba que no nos mataran y los guerrilleros gritaban que al escolta tocaba rematarlo, que había que buscarlo para matarlo», agregó el escolta que protegía a Karina hace 18 meses, en medio de un relato angustioso en el hospital donde se recupera de las heridas.

Aún no queda claro si al vehículo se le prendió fuego o si el fuego se inició ante la cantidad de disparos y granadas arrojadas.

Orlando García, padre de Karina y quien además ahora es viudo, aseguró que la muerte de su familia es por la “indolencia de este país”.

«A mi hija no me le pusieron cuidado con las denuncias que venía haciendo, no me le pusieron cuidado», dijo el afectado padre en declaraciones a la agencia de noticias EFE.

¿Quiénes eran las víctimas?

Karina García nació en Santander de Quilichao, tenía 32 años y era madre de un pequeño niño, se graduó de abogada en la Universidad Santiago de Cali en 2013 y posteriormente hizo una especialización en Contratación Estatal en la Universidad Externado. 

La aspirante a la Alcaldía de Suárez por el Partido Liberal fue personera municipal y luego se desempeñó concejal.

En sus redes sociales la mujer, además de mostrar su trabajo con las víctimas del conflicto armado y la comunidad de la región para la cual aspiraba, hacía publicaciones en las que mostraba su amor a los perros.

El pasado 21 de agosto, Karina García había publicado un video a través de sus redes sociales denunciando amenazas e inconvenientes con grupos al margen de la ley que operan en la región.

Vea también: Candidata asesinada en Cauca había denunciado por Facebook campaña sucia en su contra

También le pidió tanto a candidatos como a seguidores evitar los comentarios irresponsables, lo que traería consecuencias incluso fatales.

Entre las víctimas, también está Otilia García, la madre de Karina, a quien apoyaba y acompañaba a la mayoría de sus eventos de campaña política.

Aidé Tróchez, se desempeñaba como coordinadora de la Mesa Municipal de Participación Efectiva de las Víctimas de Suárez, por el hecho victimizante de desplazamiento, también se destacó por actuar ante el Comité Territorial de Justicia Transicional de las Víctimas, y participaba activamente en prevención de reclutamiento y en los talleres realizados en el marco del Comité de Prevención, Protección y Garantías de no repetición.

También falleció el aspirante al Concejo de Suárez por el Partido Liberal, Yeison Obando, al igual que el presidente de la Junta de Acción Comunal del barrio Las Brisas, Héctor González.

Finalmente, la última víctima mortal de la masacre fue identificada como Lavedis Ramos, seguidora de la candidata García Sierra y quien además vivía en la vereda El Manzano.

Por estos hechos, el Gobierno ofreció este lunes $150 millones de recompensa por información de dos disidentes de las FARC que al parecer son responsables del multiple asesinato.

$100 millones por alias ‘Mayimbú’ y otros $50 millones por alias ‘Marlon’.

Por la situación de orden público, el ministro de Defensa, Guillermo Botero, envió al Cauca un grupo especial de investigación compuesto por investigadores del CTI de la Fiscalía, acompañados por el Ejército.

Además fueron designados 75 policías para el norte del Cauca, con capacidades de investigación criminal e inteligencia en tanto que el Ejército instalará el puesto de mando de la Tercera Brigada en el municipio de Suárez.

Lea también: Mindefensa ofrece $ 150 millones por presuntos responsables de masacre en Suárez, Cauca

Los hechos enlutan al país a menos dos meses de las elecciones regionales y departamentales. Esta masacre rompió el ciclo electoral más pacífico de la historia reciente del país, ya que en 2018 Colombia vivió las dos vueltas de las elecciones presidenciales y los comicios legislativos apenas sin incidencias.