Tras una ardua investigación adelantada por parte de la Policía en coordinación con el CTI de la Fiscalía se lograron establecer los móviles que rodearon la muerte de una bebe recién nacida al sur de la ciudad, ocurrido el pasado 8 de diciembre en una cañada ubicada en el sector del barrio San Gerardo de Bucaramanga.

Tras el hallazgo del cuerpo, los investigadores de la Sijín recopilaron material probatorio, entre ellos versiones de testigos y análisis a una residencia donde fue encontrado material que vincula a la progenitora de la menor con su posible deceso.

Frente a ello, la Fiscalía General de la Nación solicito una orden de captura, la cual se hizo efectiva en las últimas horas sobre la vía pública.

Actualmente la Policía continúa con la investigación para establecer las posibles causas que habrían llevado a esta mujer a realizar este lamentable hecho.