Más de 2 mil botellas de licor adulterado incautó la Policía Metropolitana de Barranquilla al allanar tres fábricas clandestinas de licor.

El alcohol adulterado, según la Policía Metropolitana de Barranquilla, iba a ser comercializado en tiendas del suroriente y suroccidente de la ciudad.

Las más de 2 mil botellas encontradas en tres fábricas clandestinas ya estaban listas para la venta, después de un rápido proceso artesanal de preparación.

En el operativo también se incautaron equipos en los que se procesa el licor adulterado.

A los tres capturados se les imputará el delito de falsedad marcaria.