Una persona que estuvo en la cárcel por rebelión, homicidio y terrorismo, era el encargado de sustanciar las investigaciones de la Comisión de Acusación de la Cámara de Representantes.