Frente a la polémica que se ha originado por el limbo en el que estaría la aplicación de la doble instancia para aforados en procesos penales, el ministro de Justicia, Enrique Gil Botero, a través de su cuenta en Twitter indicó que ese Acto Legislativo «no se trató de un acto de improvisación».

«El proyecto tuvo 8 debates en el Congreso. Es decir, cursó las 2 vueltas reglamentarias. Tuvo suficiente debate» indicó.

Agregó que no hay vacíos porque hay jueces y este en principio entró «a regir a partir del momento de su promulgación».

Resaltó que en Colombia, «de manera responsable y diligente ajustó su Constitución para que sea garantista y acorde a principios del debido proceso» a raíz de la orden que emitió la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), sobre crear la doble instancia.

«En coordinación con la Corte Suprema de Justicia, el Ministerio de Hacienda y el Consejo Superior de la Judicatura, pondremos en marcha lo dispuesto en la norma. La institucionalidad estará al servicio de su inmediata implementación», escribió el ministro.

Publicidad