Luego de cerca de tres horas de búsqueda, oficiales de Migración Colombia y de la Policía Nacional, lograron la recaptura de los 14 ciudadanos venezolanos que eran transportados hacia Cúcuta para cumplir una medida de  expulsión tras protagonizar saqueos en un refugio de Bogotá.

Los extranjeros, quienes aprovecharon un incidente en carretera a la altura del municipio de Pamplona para fugarse y así evitar cumplir con la medida de expulsión impuesta, fueron ubicados en zona boscosa de este municipio.

Pese a la recaptura de los ciudadanos venezolanos, el director de Migración Colombia, Christian Krüger Sarmiento, ha dado instrucciones claras para que los extranjeros que agredieron a los oficiales sean judicializados por agresión a un servidor público.

«Queremos dejar claro, como institución, que los hechos que protagonizan unos cuantos desadaptados no nos van a hacer cambiar la imagen que tenemos del pueblo venezolano. Un pueblo que requiere de nuestra ayuda. Sabemos que son más los venezolanos que quieren estar dentro de la legalidad y respetar nuestras instituciones, por eso como Estado seguiremos tendiendo la mano para ayudar, pero también pueden estar totalmente seguros, que actuaremos con todo el rigor de la ley, cuando corresponda», afirmó Krüger.