La Procuraduría General de la Nación cuestionó que ningún afiliado al régimen subsidiado de salud con COVID-19 haya recibido la compensación económica temporal de aislamiento.

De igual manera, le solicitó al Ministerio de Salud y Protección Social garantizar su entrega inmediata, teniendo en cuenta que el reconocimiento de 7 días resulta vital como medio de subsistencia para las familias, y para el control en la propagación del virus en la población más pobre del país.

En carta enviada al ministro, Fernando Ruiz Gómez, el ente de control alertó que no se está dando cumplimiento al artículo 14 del Decreto 538 del 12 de abril de 2020, que establece un auxilio económico equivalente a siete días de salario mínimo mensual legal vigente, para los afiliados del régimen subsidiado positivos para COVID-19.

En desarrollo de una acción preventiva adelantada por el Ministerio Público se pudo establecer que después de 4 meses de la expedición del decreto y con 607.938 casos confirmados, aún no se ha implementado ningún procedimiento, ni realizado algún tipo de transferencia a los infectados pertenecientes a la población más vulnerable del país.

Recordó que el propósito de la norma es el de favorecer el aislamiento de los pacientes y controlar la expansión del virus entre los afiliados al régimen subsidiado en salud, quienes por sus actividades presentan una mayor exposición a un eventual contagio.

Publicidad

Para el órgano de control esta situación resulta preocupante si se tiene en cuenta que la crisis económica derivada de la pandemia ha conducido a que el 24% de las familias solo tengan acceso a dos comidas diarias (reporte DANE), y señaló que es indispensable adelantar acciones que garanticen el bienestar y salud de los ciudadanos más golpeados por la crisis.