Isla de León es uno de los sectores más vulnerables en Cartagena, Bolívar, ubicado en el barrio El Pozón.

En el lugar Ross Morales se ha convertido en el héroe de cientos de niños en medio del hambre y la necesidad, a través de la fundación Sonrisas de León.

Son 670 almuerzos que prepara tres veces a la semana con donaciones voluntarias de comida y dinero.

Dicha comida es quizá el único alimento al día para muchas familias en medio de la pandemia.

La labor de la fundación Sonrisas de León seguirá y ahora la idea es que los niños también tengan apoyo para realizar las actividades escolares, a través de medios digitales con los que no cuentan.