La Superintendencia de Industria y Comercio (SIC), sancionó a los operadores de servicios móviles: Claro, Movistar, Tigo, ETB, Virgin Mobile, Móvil Éxito, WOM y Avantel por violación del Régimen de Portabilidad Numérica con multas que ascienden a los $6.495.000.000.

En el año 2021 como consecuencia de quejas presentadas por usuarios, denuncias de operadores, actividades de inspección y requerimientos de información, la SIC inició las investigaciones pertinentes sobre el tema, las cuales arrojaron que los ocho operadores de telefonía móvil fueron halladas responsables de:

Mire también: Video: Menor de edad habría asesinado a comerciante delante de su hija en el Valle del Cauca

  • Incumplir los pasos para hacer efectivo el trámite de portación, dispuestos por el regulador.
  • Rechazar solicitudes de portabilidad, sin cumplir con los requisitos establecidos en la regulación.
  • No cumplir los plazos máximos y los pasos previstos para adelantar las actividades a su cargo dentro del proceso de portación.
  • Desconocer el deber de suministrar la información requerida por la autoridad de manera exacta y completa.

Lea también: Nuevo caso de abuso sexual en Cartagena: médico veterinario abusó sexualmente de su sobrina

Por el incumplimiento de lo anterior, de acuerdo con la SIC, se presentó una “violación al Régimen de Portabilidad Numérica por desconocer el derecho que tienen los usuarios de escoger de manera libre su operador y conservar el número de su línea telefónica”.

En esta medida, la SIC dio a conocer los montos de las sanciones que le corresponden a cada operador por violar el Régimen de Portabilidad numérica de sus usuarios:

  • Almacenes Éxito: $51.000.000
  • Avantel: $139.000.000
  • Claro: $2.491.000.000
  • ETB: $323.000.000
  • Movistar: $2.076.000.000
  • Tigo: $916.000.000
  • Virgin Mobile: $208.000.000
  • WOM: $291.000.000

Podría leer: Ordenan medidas para proteger a la comunidad raizal por los daños del huracán Iota

Además de las sanciones económicas, se le ordenó a cada uno de los operadores una medida administrativa de carácter inmediato y permanente, con la finalidad de que se abstengan de realizar cualquier tipo de conducta que limite a los usuarios en su derecho de la libre elección de proveedor, de conservar el número de su línea, así como garantizar la continuidad del servicio.