Asegura el dueño de Enzo, un perro akita americano, que los delincuentes burlaron la seguridad del edificio y después de intentar ingresar a uno de los apartamentos se llevaron al canino.

A las 3:50 de la tarde entran tres individuos, dos hombres y una mujer. Recorren todo el edificio y finalmente bajan, acarician el perro, le ponen un collar y se van

explicó Manuel Salinas, propietario del perro secuestrado.

Señalan los propietarios que les están exigiendo 5 millones de pesos por el rescate.

“Hemos recibido varias llamadas, que el perro apareció, que cuánta plata vamos a dar”, agregó el dueño.  

Sostienen que el perro se encuentra enfermo.

Tiene una gastroenteritis, entonces si no se le da el alimento y agua cada determinado tiempo va a estar mal

manifestó Samanta Collman, también propietaria.

Respecto a este caso la Policía aún no se pronuncia.