El arzobispo de Cali, monseñor Darío de Jesús Monsalve, pidió al Gobierno nacional no poner más barreras a los diálogos de paz con el ELN y advierte que están en inminente riesgo.

«Ese proceso tiene ahora un riesgo de aborto serio, que fracase, no sé si en aras de un enfoque electoral que todavía no hemos salido de la campaña electoral y se vea el Gobierno en esos términos. Eso es un fracaso para el país porque el pueblo necesita certeza de que ese proceso sigue caminando», dijo monseñor Monsalve.

El prelado también criticó fuertemente la actitud del presidente Iván Duque con respecto a las negociaciones que cumplen cuatro meses suspendidas.

«Como se dice popularmente, siente uno que vale huevo este proceso, se ha despreciado lo construido por más de tres años de exploración de agenda con el ELN», agregó el religioso.

Además, recalcó el jerarca de la iglesia católica caleña, que la incertidumbre en la paz deteriora la confianza de la población afectada por la violencia.

«Hay riesgo de que al ELN lo retenga la población para que no negocie y no se vaya de los territorios, porque no llega el Estado y la gente necesita alguien que reemplace al Estado», concluyó monseñor Monsalve.

Asimismo, precisó que el limbo de los diálogos también impacta negativamente en la credibilidad construida junto a la comunidad internacional con base en la búsqueda de la paz y confirmó que los acercamientos con otros grupos al margen de la ley están suspendidos.