Una grave denuncia hizo este jueves la directora del Instituto Nacional de Salud, Martha Ospina en una sesión virtual de la Comisión VII del Senado, que trata temas de salud.

En la acusación, la directora del INS reveló que no se estarían siguiendo los protocolos y las pruebas estarían llegando con varias inconsistencias que impiden garantizar la confiabilidad de las mismas.

“Simplemente son toneladas de muestras de los últimos días de Cali, con las cédulas malas. Uno cómo va a saber que ahí vienen hospitalizados o viene gente del personal de salud, no vienen separadas”, aseveró la directora.

Conforme a lo anterior, el senador Carlos Fernando Motoa, quien hace parte de esta comisión del Senado replicó la denuncia en sus redes sociales y señaló que «no se están siguiendo protocolos, pruebas llegan sin números de cédula para trazabilidad, con empaques rotos… ¡Más responsabilidad!»

Frente a la denuncia, el alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina, a través de un trino respondió a los señalamientos, donde argumentó que hubiera querido no enterarse por los medios de comunicación de esta situación. El alcalde aseveró que «hay registro de excelentes envíos en las muestras, pero sin embargo, los resultados no son oportunos».

A la controversia, se sumó María Cristina Lesmes, secretaria de Salud del Valle:

“En el laboratorio de Salud Publica Departamental, hacemos la recepción y revisión de las muestras, se completan los datos y se envían de manera correcta. En ningún momento hemos enviado muestras en bolsas plásticas. La compañía que recibe las muestras nos obliga y exige a enviar con el triple empaque, de lo contrario no las recibirían”.