La Procuraduría General de la Nación abrió investigación y suspendió provisionalmente por tres meses al alcalde de Cereté, Córdoba, Luis Antonio Rhenals Otero, y al secretario de Desarrollo e Inclusión Social, Juan Felipe Angulo Eljach, por presuntos sobrecostos en la compra de 20 mil mercados por $500 millones, destinados a familias vulnerables del municipio por la emergencia del COVID-19.

Según la investigación de la Procuraduría Regional de Córdoba, al parecer los estudios previos elaborados no cumplirían con los requisitos de ley, así como tampoco se habría verificado la capacidad, idoneidad y experiencia relacionada por parte de la empresa contratada para suministrar los mercados.

El ente de control busca establecer si se seleccionó la oferta más favorable para el municipio y si se habrían vulnerado los principios de la contratación estatal como la transparencia, selección objetiva, responsabilidad y libre concurrencia.

La sanción provisional de los funcionarios fue ordenada para evitar una posible reiteración en la comisión de la conducta investigada, ya que la emergencia por el COVID-19 aún se encuentra vigente. Los investigados podrán solicitar ser escuchados en versión libre.