El Kremlin tachó este martes de absolutamente inadecuadas y «muy poco diplomáticas» la declaraciones del secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, que indicó que el envío de dos bombarderos estratégicos rusos Tu-160 a Venezuela es dilapidación de dinero público por «dos gobiernos corruptos».

«En cuanto la dilapidación de dinero público, no estamos de acuerdo con ello. Además, está fuera de lugar que un país que con la mitad de que gasta en defensa puede alimentar a toda África haga esas declaraciones», dijo a la prensa el portavoz de la Presidencia rusa, Dmitri Peskov.

Sobre el envío de los aviones rusos a Venezuela el jefe de la diplomacia estadounidense escribió este lunes en la red social Twitter: «Los pueblos ruso y venezolano debe ver esto como lo que es: dos gobiernos corruptos malgastando dinero público y aplastando la libertad mientras sus pueblos sufren».

Peskov subrayó de que trata de declaraciones «nada diplomáticas», del secretario de Estado.

«Es una acusación bastante grave cuando se dicen tales palabras sobre el Gobierno ruso. Consideramos que esto es absolutamente inadecuado», añadió.

Publicidad

Al mismo tiempo, el portavoz destacó que Rusia busca establecer relaciones constructivas con Estados Unidos y confía en que «tarde o temprano habrá reciprocidad por parte de Washington».

Esto ante los hechos registrados este lunes en donde los gobiernos de Venezuela y Rusia preparan la defensa del país suramericano, ante un eventual ataque armado, con la ejecución de maniobras militares que incluyen «vuelos operativos combinados» en Caracas, informó en las últimas horas el ministro de Defensa venezolano, Vladimir Padrino.

«Nos estamos preparando para defender Venezuela hasta el último palmo cuando sea necesario, y eso lo vamos a hacer con nuestros amigos, porque tenemos amigos en el mundo», indicó Padrino en declaraciones que recogió la televisión estatal VTV, al recibir una amplia delegación militar rusa en Caracas.

De acuerdo al Ministerio de Defensa de Rusia, en Caracas aterrizó este lunes una escuadrilla de aviones de ese país, incluidos dos bombarderos estratégicos Tu-160, capaces de transportar armas nucleares.

Además de los bombarderos, la escuadrilla también está integrada por un aparato de transporte militar An-14 y a un avión de pasajeros Il-62, que recorrieron más de 10.000 kilómetros.

Padrino señaló al respecto que «nadie en el mundo» debe temer por la presencia de estas aeronaves en Caracas, porque Venezuela y Rusia son «constructores de la paz y no de la guerra».

No se informó, con todo, si las maniobras conjuntas comenzarán de inmediato.

El funcionario también dijo que Venezuela espera «esta misma semana» por una delegación técnico-militar «para mejorar y adecuar lo que haya que adecuar en el apresto operacional del sistema de armas de fabricación rusa» que posee la nación caribeña.

El anuncio de maniobras ocurre después de que el presidente venezolano, Nicolás Maduro, dispensara la pasada semana una visita de Estado a su par Vladímir Putin, en la que, dijo entonces, cerró acuerdos de inversión por 6.000 millones de dólares y contratos para la reparación y mantenimiento de armas.

Venezuela suele referirse a Rusia, que le provee de armamento, tecnología y otros recursos, como un «aliado estratégico» de su política multilateral.

Las relaciones entre ambas naciones vivieron durante la presidencia del fallecido Hugo Chávez (1999-2013) un relanzamiento en diversas áreas como la energética, la militar y de cooperación, lo que se ha mantenido a lo largo del mandato de su sucesor.

¿Por qué informarse con el Canal 1?

Recuerde que en el sistema informativo del Canal 1 puede encontrar temas de actualidad sobre las regiones, la política, la economía y los acontecimientos a nivel nacional e internacional.

Lea más noticias en el Canal 1