Javier Alonso Berón, gerente de Medimás en el Valle del Cauca, manifestó su preocupación tras el anuncio del procurador de la posible revocatoria de la venta de Cafesalud. Señala que más de 100 pacientes se vieron afectados en el departamento por ese anuncio.

El directivo de la EPS reveló que tras el anuncio del procurador general de la nación, tres IPS  dejaron de prestar sus servicios a Medimás.

“Tuvimos anuncios de tres; las que nos prestan servicio de terapia y atención domiciliaria que nos dijeron que cancelábamos de manera inmediata o nos cerraban los servicios. Son IPS de 150 millones cada una, de 60 90 día tenemos que redireccionar  alrededor de 100 pacientes”, indicó Berón.  

Publicidad

Según el alto directivo, el procurador no tiene competencia y solo generó pánico económico.

Las afirmaciones que hicieron el procurador y la liquidadora de Saludcoop no son las personas llamadas a hablar de esa decisión. Eso es la Superintendencia Nacional de Salud quienes son los que nos dan la licencia de funcionamiento

agregó.

El gerente de Medimás en el Valle del Cauca aseguró que se les está prestando el servicio normalmente a los 315.000 usuarios que tiene la EPS.