La Fiscalía imputó el delito de rebelión a Juan Camilo Pulido Rivero, Iván Darío Ramírez León y Christian Santiago Sandoval; según el ente investigador, estos tres jóvenes pertenecerían a la guerrilla del ELN.  

Las pruebas que destapó la Fiscalía en medio de la audiencia fueron, que los tres presuntos integrantes del MRP, “a cambio de dar clases a guerrilleros empezaron a recibir doctrina militar de la guerrilla en varios frentes del ELN” pero que además “fueron a Venezuela, compartieron con los guerrilleros y recibieron instrucciones de la guerrilla”.

Incluso, dijo que en medio de una operación contra alias “Samuel” se encontraron dispositivos telefónicos y varias USB donde aparecían conversaciones entre guerrilleros y los tres jóvenes en las que se hacía referencia a las visitas de los campamentos.      

“Los guerrilleros los recogían para llevarlos a los campamentos, fueron en repetidas ocasiones, se quedaban en el sector de Arauca mientras los recogían los guerrilleros para llevarlos a los campamentos que estaban en la frontera con Venezuela”, indicó el ente investigador.

La defensa de los tres capturados señaló que la Fiscalía está realizando montajes para vincular a los jóvenes con errores y no otorgarles la libertad.

“Este es un hecho que ha tenido connotación nacional, por eso la Fiscalía debe buscar la manera para no dejarlos libres […], al principio de la investigación nunca tuvieron que ver con el ELN […], pero ahora resulta que sí”, afirmó.  

Los jóvenes no aceptaron cargos. Este martes a las ocho de la mañana se definirá la medida de aseguramiento.

Publicidad