Según Parques Naturales de Colombia, la alerta está presente en el Parque Natural Tayrona, ubicado en Santa Marta, y en Corales del Rosario y de San Bernardo, muy cerca de las Islas del Rosario en Cartagena.

También conocida como Fragata Portuguesa, la Aguamala representa una amenaza para la salud humana ya que tiene tentáculos con células que descargan toxinas y su veneno es considerado letal.

Si usted se encuentra con esta especie, siga estas recomendaciones
  • Restringir el baño
  • Abstenerse de tocarla
  • Usar ropa y zapatos si va a caminar o sentarse en la arena

En caso de que llegue a tener contacto con una Aguamala, debe abstenerse de aplicar agua dulce, vinagre, o alcohol. En cambio, se recomienda lavar la zona afectada con agua de mar y acudir de inmediato a la enfermería del parque.

Al respecto, Carolina Jarro, subdirectora de Aéreas Protegidas de Parques Naturales dijo que «la Aguamala es un invertebrado marino que presenta una vela de más o menos 25 y 30 centímetros, con una gran variedad de tentáculos que pueden alcanzar hasta 30 metros. Es un individuo muy llamativo, de color rosado o morado, y regularmente esta flotando en el mar. Esta es una especie de mar abierto, pero por diferentes fenómenos que se han presentado asociado a vientos, seguramente esta colonia se desplazo hacia la región Caribe».

“Precisamente, por ser llamativa la gente tiende a cogerla. Lo que se recomienda es que la gente se aleje de la zona donde se encuentra esta especie, no entrar en contacto y utilizar zapatos si se encuentra en la playa. En caso de que haga contacto, no usar agua dulce, ni alcohol, báñese con agua salada y acuda a un centro médico para que le traten las toxinas que emite este animal”, agregó la funcionaria.

La fragata portuguesa, una vez hace contacto con la piel genera una sensación de escozor, de quemadura, adicionalmente puede generar vomito, fiebre y en algunas ocasiones hasta la muerte.

Dentro de las recomendaciones para las personas que hacen turismo ecológico en los Parques Nacionales y en otras aéreas protegidas, Jarro indicó que «es importante que los turistas sepan que no es un área que tiene la condición general para turismo masivo, sino que es un área donde, si va a hacer la visita, debe hacerla de una manera más consiente y sensibilizada donde debe tener un comportamiento diferente, porque esta conviviendo con ese ecosistema».

Por último, sostuvo que esta especia no solo se está desplazando en los parques naturales sino que también se han realizado avistamientos en La Guajira, Sucre y Bolívar.