En entrevista con NotiCentro1 CM&, la exsenadora Piedad Córdoba asegura que el país está cansado de las peleas entre Álvaro Uribe y Gustavo Petro y les sugiere a los dos dirigentes dar un paso al costado y abrirles espacio a nuevas voces políticas.

Piedad Córdoba sabe que es una mujer de amores y de odios, y ella misma lo reconoce, que sus palabras polarizan, que nunca ha sido políticamente correcto, y por eso, sin tapujos, asegura que el expresidente Álvaro Uribe y el exalcalde Gustavo Petro, deberían marginarse de la política electoral.

“Siento que atiborran, que cansan mucho los dos, deberían darles espacio a nuevas voces, que no polaricen”.

Piedad Córdoba asegura que ya cumplió su ciclo en la política electoral y reconoce que nunca estuvo preparada para los ataques que recibió, sobre todo cuando le decían guerrillera o hasta amante de Hugo Chávez.

“A mí todo eso me cogió con los pantalones abajo no pensé que por trabajar por la paz me fuera a ir tan mal, pero no me arrepiento de nada”.

Con la tranquilidad de saber que no va a volver a aspirar a ningún cargo de elección popular, Piedad Córdoba dice que su trabajo, en defensa de los Derechos Humanos, de los más necesitados y de la paz, siempre la tendrá como una firme combatiente.