Cientos de comensales llegan a la Galería Alameda de Cali para disfrutar de sus tradicionales tamales, empanadas y bebidas afrodisíacas, a un día del inicio de la 61 edición de la Feria de Cali.

Teresa Racimes, una de las vendedoras de la Galería, dijo que «para este diciembre hay tumbacatre, arrechón, tamales, sancocho de pescado, mejor dicho, de todo encuentra aquí».

Los paladares degustan manjares antes, durante y después de la noche buena.

«Hoy comeré solo tamal, pero he venido muchas veces a comer sancocho de pescado y carne sudada», afirmó Fernando Argote, un turista que visita la famosa Galería.

La plaza de mercado abre sus puertas desde las 7 a.m. y es un paso obligado luego de cada festejo.