Un grupo de venezolanos, que estaban en Colombia a la espera de ser autorizados por Venezuela para regresar, intentaron tomarse a la fuerza la frontera hacia su país.

«Cerca de 500 ciudadanos venezolanos, que permanecían en Colombia a la espera de una autorización por parte de Venezuela para regresar al lado de los suyos, intentó tomarse el Puente Internacional Simón Bolívar, en la población de Villa del Rosario, en Norte de Santander», aseguró Migración Colombia.

El Puente Internacional Simón Bolívar, principal frontera entre Colombia y Venezuela, se vio completamente lleno de gente que cargando bultos, maletas y bolsas, intentando pasar hacia Venezuela.

Le puede interesar: Corte Suprema denuncia intromisión en el caso de Álvaro Uribe

Migración Colombia dijo que la situación fue controlada por la Policía y también explicaron a los venezolanos que «permanecer apostados sobre el puente representaba un riesgo para su integridad, ya que las condiciones climatológicas de la zona podrían ocasionar un desastre».

Igualmente, les indicaron que el riesgo de estar en el puente es mayor si se tiene en cuenta que sobre el Simón Bolívar hay unos contenedores puestos por el Gobierno venezolano que bloquean el paso de los automotores, lo que representa una «carga adicional».

Publicidad

«El 80 % de los extranjeros abandonaron la infraestructura y se adelantan gestiones para que se permita su ingreso a ese país», aseguró Migración.

Igualmente, hizo un llamado para que «mantengan la calma y no expongan su vida en medio de la pandemia y de condiciones climatológicas adversas».

Conozca más: Fuerte condena a venezolanos que mataron a un aprendiz del Sena

Inicialmente, la frontera de Colombia con Venezuela se cerró al paso de vehículos en agosto de 2015 por orden del Gobierno de ese país.

En segundo lugar, la circulación de personas quedó suspendida tras la ruptura de relaciones decidida por Maduro el 23 de febrero de 2019.

Lo anterior, porque Juan Guaidó, intentó ingresar desde Cúcuta encabezando una caravana de ayuda humanitaria.

En marzo el Gobierno colombiano ordenó además el cierre de todos los pasos fronterizos terrestres y fluviales del país para mitigar la propagación del COVID-19.