Después de que Colombia anunció un plan para regularizar a casi un millón de migrantes venezolanos, en redes sociales circulan publicaciones que afirman que esto los habilitaría para votar en las presidenciales en 2022.

¿Qué tan cierto es esto? Una verificación de AFP señala que la ley colombiana prohíbe a los extranjeros elegir mandatario.

Una de las publicaciones más replicadas incluye una captura de pantalla de un tuit del senador opositor colombiano, Gustavo Bolívar, afirmando que el presidente Iván Duque «les ofrece nacionalidad» a los venezolanos porque «vienen elecciones».

Publicidad

«Lo mismo hizo (el presidente venezolano Hugo) Chávez, cedular colombianos para asegurar votación. Cada vez más castrochavistas», enfatizó el senador en su mensaje.

¿Pueden votar?

En Colombia la ley 1070 de 2006 estipula que los extranjeros no pueden participar en los comicios presidenciales.

El texto señala que los extranjeros residentes solo pueden participar en votaciones de «carácter municipal y distrital».

Para hacerlo deben «tener visa de residente (…) y acreditar como mínimo cinco años continuos e ininterrumpidos de residencia en Colombia».

 

 

«La respuesta es ‘no’, porque ningún extranjero, ni venezolano ni de otra nacionalidad, puede votar para presidente», agregó Juan Francisco Espinosa, director de Migración Colombia en una declaración pública.

Espinosa detalló que quienes se acojan al estatuto temporal «no son residentes extranjeros, porque ese proceso implica hacer la transición hacia una visa de residencia (un proceso), que puede tomar al menos cinco años».

La Registraduría Nacional explica en su página web que, para poder participar en las elecciones locales, los extranjeros residentes «deberán presentar su cédula de extranjería como residente vigente y contar con una visa de residente desde hace cinco años o más en Colombia».

 

 

Aunque el estatuto abre la puerta para que casi un millón de venezolanos que hoy están en Colombia de forma irregular tramiten visas de residencia y, una vez las obtengan, participen en elecciones locales, la legislación vigente excluye a todos los extranjeros de los comicios presidenciales.

Tras la controversia, el senador Bolívar admitió el martes «una imprecisión» en su tuit del día anterior.

«Ofrezco disculpas, tuve una pifia como la tiene cualquiera», dijo en entrevista con la revista Semana.

¿Qué es la regularización?

El plan del gobierno, revelado por Duque junto al Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur), Filippo Grandi, contempla un estatuto de protección temporal por diez años para los venezolanos en Colombia.

En este tiempo, los migrantes podrán tramitar una visa de residentes si deciden quedarse en el país.

Según el mandatario, el proceso de regularización tendrá dos etapas: un registro oficial de los migrantes que incluirá sus «lugares de residencia, sus condiciones socioeconómicas y (…) un registro biométrico».

 

 

En la segunda fase se les entregará un Permiso de Protección Temporal (PPT) que servirá como documento de identificación.

Con esta medida, «las personas venezolanas desplazadas (…) se beneficiarán de una mayor protección, seguridad y estabilidad, mientras están fuera de su país», celebró Grandi.

Aunque en Colombia viven cerca de 1,7 millones de migrantes venezolanos que huyeron de la crisis en país, más de la mitad (56%) se encuentra en situación irregular.

Sin relación diplomática, Colombia y Venezuela comparten una frontera de 2.200 km, cerrada desde marzo de 2020 por la pandemia.

 

 

El anuncio de regularizar a los venezolanos se dio después de que, en diciembre, el presidente Duque recibiera duras críticas por su intención de excluir a los indocumentados del proceso de vacunación masiva contra el coronavirus, cuyo comienzo está previsto el 20 de febrero.

El mandatario echó para atrás y decidió en su lugar pedir ayuda internacional para suministrar vacunas a los migrantes en condición irregular.

Naciones Unidas calcula que en Colombia están el 34% de los cinco millones de venezolanos que han salido de su territorio desde 2014.