La improvisada piscina fue instalada en la parte trasera de una volqueta en la comuna 13 de Medellín.

Como si se tratara de unas vacaciones un grupo de personas entre ellos menores, se bañaron y hasta hacían clavados.

La ‘piscivolqueta’ como fue llamada por la comunidad es ilegal, las autoridades de inmediato ordenaron su desmonte e hicieron sanciones.

“A la persona dueña del vehículo se le impone unos comparendos y se le dan las indicaciones sobre las prohibiciones de violar esas medidas sanitarias y se informa ante la autoridad competente sobre estos comparendos”, aseguró el coronel Ómar Rodríguez, subcomandante de la Policía Metropolitana del Valle de Aburrá.

La Policía hace un llamado a la ciudadanía para que acoja al aislamiento.

“Un aislamiento inteligente quiere decir que cada persona debe tener conciencia de la situación que estamos viviendo, deben ser conscientes sobre las medidas de autoprotección tapabocas y distanciamiento social”, recordó el coronel Ómar Rodríguez.

Justo en este barrio de la comuna 13 de Medellín las autoridades han detectado un aumento considerable de casos de Covid-19, pese a los controles.