Mientras que el presidente de la Federación de Departamentos aprovechó la cumbre de gobernadores para explicar que el vicepresidente Vargas Lleras lo sacó, el presidente Santos lo hizo para socializar el avance en las zonas veredales de la paz. El presidente habló de una fecha límite, el próximo marte, cuando todos los guerrilleros de las FARC deben estar concentrados en las zonas convenidas.