Los heridos son el piloto, el copiloto, y dos camarógrafos que ocupaban el helicóptero de la Policía. 

La aeronave que se dirigía a la Escuela General Santander, cayó en una casa del barrio La Alquería, en la carrera 51 con calle 42 sur.
 
Aunque  se desconocen las causas de la emergencia, según las autoridades el helicóptero se desplomó a causa de fallas mecánicas.

El general Rodolfo Palomino calificó como proeza la acción del piloto quien maniobró el helicóptero hasta lograr aterrizarlo en la azotea de una casa del sector. 

Publicidad