La Corte Suprema de Justicia aceptó la petición del exmagistrado Iván Velásquez de convertirse en parte civil dentro de un proceso que se adelanta contra el senador Álvaro Uribe Vélez por injuria y calumnia.

Dicho proceso se inició luego de que el exmagistrado presentara una denuncia contra el congresista por una serie de trinos que este último hiciera en contra de Velásquez.

La magistrada de la Sala de Instrucción, Cristina Lombana, aceptó la petición que le permitirá al abogado, entre otras cosas, reclamar una indemnización por daños y perjuicios si el expresidente Uribe es encontrado responsable.

En una primera etapa, el exmagistrado y el senador intentaron conciliar para llegar a un acuerdo y evitar la etapa formal del proceso, sin embargo, no fue posible un acercamiento entre las partes, por lo que fueron citados a declarar.