De la cárcel Modelo de Bogotá voló el jefe de las Águilas Negras, Gerson Álvarez, conocido con los alias de Comandante John, El Nono y El Paraco, había sido capturado en Venezuela y deportado en junio del año pasado, pero duró poco en la cárcel.
Todo indica que el comandante de las Águilas Negras salió de La Modelo con una boleta de libertad, al parecer falsa, lo curioso es que vinieron a echarlo de menos, sólo esta semana cuando un juzgado de Cúcuta lo llamó a declarar, al parecer, es el mismo juzgado que ordenó su libertad.

Gerson Ervillar Álvarez Dueñas, alias “el paraco” el capturado más importante de las Águilas Negras, escapó de la cárcel La Modelo de Bogotá aparentemente con una boleta de libertad expedida el 4 de julio de 2007 por el Juzgado Primero especializado de Cúcuta. Hasta el momento se desconoce si la boleta es auténtica o falsa.

“Gerson Álvarez Dueñas, jefe John, jefe paramilitar y narcotraficante”

El paramilitar que se identificaba como un ciudadano venezolano de nombre Freddy Medina Valera, fue deportado el 20 junio de 2007 a Colombia, ingresó a la cárcel La Modelo de Bogotá. El jefe de las Águilas Negras habría escapado el 6 de julio de 2007, 48 horas después de haberse expedido la supuesta boleta de libertad condicional.   Noticias UNO conoció que el juzgado de Cúcuta que presuntamente ordenó la libertad de Álvarez, envió una remisión a la cárcel La Modelo para que el interno asistiera a una audiencia, en la prisión dijeron que había quedado libre. De inmediato empezaron las sospechas.

El Juez Rafael Alirio Gómez Bermúdez, coordinador de los juzgados especializados en Bogotá, conoció los hechos y no dejó pasar desapercibida la situación. Hizo saber que de manera oficial se comunicará con el Juzgado de Cúcuta, que tenía a cargo el proceso del paramilitar, y con la dirección de la cárcel La Modelo de Bogotá para que informen lo que ocurrió, qué documentos se habrían falsificado y si ya denunciaron lo sucedido ante la fiscalía, de no haberlo hecho, el coordinador de los jueces de Bogotá dijo que él mismo instaurará la denuncia.

El prófugo Gerson Ervillar Álvarez Dueñas, era buscado por la INTERPOL por lavado de activos y por dirigir bandas de narcotraficantes y secuestradores. Las autoridades venezolanas ya le habían incautado la finca La Bandera, ubicada en La Fría, estado Táchira.

Álvarez también es mencionado como jefe en la banda los PEPES que maneja varios negocios ilegales de divisas.

Consultado por noticias Uno el INPEC dijo que está reuniendo información necesaria para pronunciarse sobre el caso porque solo se enteró hasta el pasado viernes, es decir, 10 meses y 24 días después de que el buscado jefe paramilitar saliera de la Modelo sin ningún inconveniente.