El representante a la Cámara Alfonso Prada interpondrá una demanda ante el Consejo Nacional Electoral –CNE- impugnando la realización del Congreso del partido Verde que dio origen a la fusión con el movimiento Progresistas.

Para Prada, se violaron varios de los estatutos internos del partido Verde por lo que está pidiéndole al CNE que revise si es legítima, o no, la realización de dicho Congreso y las decisiones que allí se tomaron como el nuevo nombre que la colectividad llevaría: Alianza Verde.

«Aquí lo que hubo fue un asalto al Partido Verde y se lo tomaron violentando todas las normas internas, agrediendo completamente los estatutos», declaró Prada.

Entre los argumentos que defenderá el representante en su demanda se destaca la posibilidad de aprobar asambleas de 30 personas cuando éstas debían ser mínimo de 100.

Además, Prada afirmó que durante el Congreso se designaron delegados que, a su juicio, no tenían competencia para elegir dichas asambleas departamentales. «El efecto que puede causar puede ser desde la repetición del Congreso hasta la liquidación o cancelación de la personería por la gravedad de las denuncias», puntualizó.