El narcotraficante que la DEA buscaba como responsable del envío de  cargamentos de cocaína durante dos años resultó ser un contratista del Inpec, la Fiscalía y la Policía.

El 20 de agosto de 2015, en una operación antinarcóticos en altamar, el servicio de guardacostas de Estados Unidos se incautó de 400 kilos de cocaína transportados en lanchas rápidas por dos dominicanos en aguas de Puerto Rico.

Desde ese día alias Barriga, un desconocido narcotraficante, ingresó en los radares de la DEA.

La búsqueda, que se extendió por Venezuela, Ecuador, República Dominicana, Puerto Rico y las Antillas, concluyó esta semana en Colombia con la identificación y captura de Henry Carrillo Ramírez, en el municipio de los Patios, área metropolitana de Cúcuta.

El General José Ángel Mendoza, director de Antinarcóticos afirmó que “esta investigación que lleva buen tiempo, ha sido realizada de la mano con la DEA y organismos internacionales que han permitido acopiar pruebas suficientes que demuestran el envío de más de siete toneladas de clorhidrato de cocaína”.

La sorpresa de las autoridades norteamericanas, fue cuando constataron que Carrillo Ramírez, además de no tener ningún record criminal en Colombia, era un comerciante y empresario de Norte de Santander con multimillonarios contratos con entidades oficiales.

Alias Barriga tiene contratos registrados con la Policía Metropolitana de Cúcuta por dos mil 136 millones de pesos para el mantenimiento y suministro de repuestos de vehículos a través de la Serviteca Santa Martha, identificada como el mayor lavadero de recursos provenientes del narcotráfico.

Solicitado en extradición por la Corte del Distrito sur de Boston, Henry Carrillo Ramírez, también tiene contratos con la Fiscalía, el Inpec, el Sena, la alcaldía de Mutiscua y el hospital de Chinácota.

Captura de Barriga

Según los registros de la DEA, alias Barriga es responsable del envío de más de 150 toneladas de cocaína a estados Unidos y su identificación se logró gracias a la captura de 32 integrantes de su estructura logística conformada por colombianos, dominicanos, ecuatorianos, venezolanos, puertorriqueños y estadounidenses, que  distribuían y comercialización el alcaloide de costa a costa en la Unión Americana.