Dos abogados expertos en informática eran los jefes de la banda ‘Los Cibernéticos’, a través de Internet estafaron a más de 300 personas en un monto superior a los tres mil millones de pesos.

Personas sin experiencia crediticia o con reportes en data crédito eran víctimas de los atractivos créditos que a través de Internet ofrecía la peligrosa banda.

Y con mil excusas, a muchas de sus víctimas les exigían nuevas consignaciones para autorizar el esperado desembolso.

Los delincuentes consignaban cheques que habían sido robados en Bogotá a un carro de valores el año pasado, por eso las víctimas veían la consignación, pero una vez el banco hacía la confirmación el dinero desaparecía.

“Mediante rastreo de dirección IP y algunas interceptaciones de comunicaciones se pudo establecer que esa organización criminal delinquía desde Villavicencio”, indicó el intendente Edwin Méndez.

Para no dejar rastro, los y las delincuentes llevaban las cuentas de las estafas y utilizaban teléfonos robados para contactar a sus víctimas.