Magaly Moreno, una antigua funcionaria de la Fiscalía, de la época de Luís Camilo Osorio, involucrada junto con su jefa en entrega de informaciones a los paramilitares, fue capturada en Venezuela …

Una buena parte de la Fiscalía de Norte de Santander estuvo al servicio del paramilitarismo mientras Ana María Flórez fue su directora en Cúcuta… Su mano derecha era la mujer capturada en Maracaibo.

La captura de Magally Yaneth Moreno Vera, según las autoridades el puente entre la Fiscalía de Cúcuta y los paramilitares, se produjo en Maracaibo, cerca a la frontera con Colombia, el jueves pasado según informó el ministro del Interior de Venezuela, Tareck El Aissami.

 “Quien está siendo solicitada por Interpol con difusión Roja por las autoridades colombianas por la presunta comisión del delito de homicidio agravado”.

Magally Yaneth Moreno, se desempeñó hasta 2003 como asistente personal de la entonces directora de Fiscalías de Cúcuta, Ana María Flórez, hoy prófuga y condenada por nexos con los paramilitares de Jorge Iván Laverde Zapata, alias ”El Iguano”.

Magally Moreno quien era conocida por los paramilitares como La Perla, llegó a tener poder de decisión dentro de la Fiscalía, gracias al respaldo de su jefa Ana María Flórez.

“Direccionaba Procesos, quitaba investigadores, sacaba expedientes de los despachos de los fiscales, especialmente los relacionados con investigaciones asociadas con el paramilitarismo”.

La misma Magally reconoció ante la Fiscalía en 2007, que recibía de los ‘paras’ un sueldo por su colaboración, porque además le entregaba a las autodefensas información que conseguía la directora Ana María Flórez, en el Ejército y en la Policía para advertirles sobre operaciones contra ellos.

El poder que ostentaban Ana María Flórez y Magally Moreno dentro de la Fiscalía les permitió inclusive relevar de sus cargos a investigadores que no colaboraban con los paramilitares y desacreditar con presuntos vínculos con la guerrilla a fiscales que no hacían parte de sus planes.

 “Esta ciudadana maneja información sumamente importante y estamos a su vez investigando la posible comisión de delitos en nuestro territorio nacional”.

El ministro no dijo nada sobre su posible deportación a Colombia.