Gracias a labores conjuntas entre autoridades colombianas, europeas y estadounidenses se dio un duro golpe a una red criminal responsable del envío de 16 contenedores que transportaban elementos de aseo falsificados provenientes de Asia, los cuales fueron aprehendidos en el puerto de Cartagena.

Durante el plan “Construyendo seguridad” se logró la incautación de 1.507.206 unidades de productos de aseo personal falsificados, avaluados en cerca de 8,5 millones de dólares, cifra histórica para este tipo de mercancías ilegales, las cuales fueron puestas a disposición de las autoridades competentes.

Estos productos no contaban con registros fitosanitarios, lo que representaba un alto riesgo para su uso y/o consumo, ya que sus componentes eran desconocidos.

Gracias a las investigaciones adelantadas se determinó que en ocasiones la red criminal triangulaba la mercancía, es decir, cuando esta lograba cumplir su ciclo de entrega final en Venezuela, posteriormente era devuelta a Colombia a través de distintas modalidades, entre las que figura el paso por rutas ilegales, donde terminaba siendo comercializada para obtener un mayor provecho económico.

Esta operación fraudulenta ha sido investigada, también, por la OLAF, teniendo en cuenta el potencial impacto en la salud pública de los ciudadanos de los países destinatarios de estas mercancías, entre otros Colombia y la Unión Europea.

Como resultado de la ofensiva operacional desplegada por la Policía Nacional y la Dian, en lo que va del año se han incautado mercancías ingresadas de manera irregular al país por un valor superior a los 49.000 millones de pesos.