La noche del 7 junio vibró en Pasadena, Estados Unidos. Colombia puso a temblar a todos sus seguidores con unos primeros 45 minutos de juego en los que dominó cada espacio de la cancha frente al equipo de Paraguay
Publicidad
, y con unos resistentes 45 minutos complementarios que finalmente garantizaron la gloria del seleccionado cafetero dándole el pase de entrada a los cuartos de final de la Copa América Centenario.

12 minutos habían transcurrido del primer tiempo cuando un pase en tiro de esquina del capitán del equipo colombiano, James Rodríguez, le dio la ventaja al jugador Carlos Bacca para abrir el marcador con un cabezazo que no pudo detener el guardameta guaraní, Justo Villar.

Transcurría aún el primer tiempo, y con un dominio contundente del balón, la seguridad con la que una y otra vez llegaban al arco los colombianos y luego que pareciera perderse la oportunidad de un nuevo tiro de esquina, en una jugada maestra y casi desapercibida, James Rodríguez remarcó la victoria que confirmaría el liderato del Grupo A, en el que también Estados Unidos resurgió con una goleada de 4 por 0 al seleccionado Costarricense.

Durante el segundo tiempo los colombianos sufrieron, Paraguay salió a la cancha enérgica y con la convicción de emparejar el marcador, a lo cual David Ospina impuso su experiencia en el arco, dejando en más de una ocasión la posibilidad de los guaraníes en solo oportunidades de gol. Sin embargo Víctor Ayala logró imponer a los 71 minutos un tanto en el marcador con un remate de 30 metros que no logró detener el arquero Colombiano.

Así logró Colombia su victoria anoche en el estadio Rose Bowl, de Pasadena y el equipo dirigido por José Pékerman obtuvo un duro triunfo que garantizó su participación a la siguiente ronda.