Por otra parte, la Cruz Roja rara vez reclama por estas conductas porque necesita seguir entendiéndose con los gobiernos de los países en donde ejerce su misión. Además, Colombia es el país suramericano que más dinero le aporta al Comité Internacional de la Cruz Roja en Ginebra.

El Comité Internacional de la Cruz Roja, que el año pasado ejecutó su presupuesto en 32 países del mundo, recibe fondos de 64.  Colombia es el mayor aportante de América Latina y del Tercer Mundo…

El año pasado, la tabla de países patrocinadores de la Cruz Roja en América Latina la encabezó Colombia con 181 mil francos suizos, seguido por México con 180 mil y Venezuela con 102 mil.

En cambio, países como Ecuador y Perú no aportaron un solo centavo para la financiación de operaciones humanitarias.

Nadie puede afirmar que la pasividad judicial de la Cruz Roja frente al uso indebido de sus emblemas esté relacionada con el monto de sus aportes…

Lo cierto es que el Comité Internacional de la Cruz Roja, por su tradicional neutralidad, no suele enfrentarse con gobiernos.

Por eso los comunicados en los que manifiesta extrañeza por el uso de sus emblemas, son mas bien, el final de una reacción, que el comienzo de una acción judicial.