Con 20.000 jóvenes no matriculados de los 135.000 esperados en 2.263 colegios del departamento, comienza este 20 de enero el calendario escolar en Santander. Al hecho se suman los problemas que han tenido los gobernantes para ofrecer la alimentación escolar. 

Contrario al resto del departamento, Bucaramanga arrancará en un 100 % su calendario escolar en 126 sedes para 78.000 estudiantes.

A este panorama se suma otro dolor de cabeza en el inicio de clases: los costos escolares muchas veces innecesarios, según los padres y proveedores.

“Están llegando muchos con listas, les piden papel higiénico de manchas o marcas específicas cuando muchas veces son marcas de cosas que son muy costosas. Nuestra invitación es para que le compren a los niños cosas que son de buena calidad y a mejores precios, y que los colegios no exijan marcas”, indicó César Jiménez, vendedor de útiles escolares.

Con rotación de maestros y rectores e implementación de programas de capacitación ligados a la tecnología, buscan las autoridades motivar el conocimiento y regreso a clases de estas futuras generaciones.