El conductor que ayer embistió a un grupo de personas en una de las principales avenidas de Toronto, en Canadá, le pidió en repetidas ocasiones a la policía que lo matara. Así lo revela uno de los vídeos de la captura, el cual fue divulgado en redes sociales.

Videos grabados por transeúntes muestran el momento en que Alek Minassian es detenido por un agente de Policía frente a la furgoneta que usó para arrollar a decenas de personas, causándole la muerte a al menos 10 e hiriendo a otras 15.

Las imágenes muestran cómo Minassian, de 25 años, pide a Ken Lam, el agente que lo arrestó, que le dispare en la cabeza, e incluso lo amenaza con lo que parece ser un arma.

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, descartó que este sea un acto terrorista. No obstante, las autoridades adelantan las investigaciones respectivas.

Allegados al atacante, a quien se le imputan diez cargos de asesinato premeditado y otros trece de intento de asesinato, aseguran que era una persona reservada, que no pertenecía a religiones extremistas o ni tenía afiliaciones políticas y que, al parecer, padecía de discapacidad social o cognitiva.