Mientras que el mundo manifiesta su indignación por las políticas de tratamiento a los migrantes por parte del gobierno de Donald Trump, él se pronunció para negar los derechos que la Corte suprema y gobiernos anteriores les habían otorgado.

Mientras en el interior y en el exterior de Estados Unidos protestan por la política de tolerancia cero con los inmigrantes ilegales impuesta por el gobierno de Donald Trump, que mantiene a 2.300 niños solos y alejados de sus padres y cientos de familias capturadas, a éste parece no importarle.

Por el contrario Trump  pidió la deportación inmediata de los detenidos sin comparecer ante un juez, lo que viola la ley  de inmigración de Estados Unidos que le brinda ciertos derechos a las personas que ingresan al país indocumentadas y que son arrestadas por el Servicio de Control de Aduanas como por ejemplo tener la oportunidad de contar con una audiencia formal ante la justicia.

Trump ha dicho que  los inmigrantes son invasores y tienen que ser devueltos por donde vinieron.

Pero al pedir las deportaciones masivas no se sabe qué pasará con los niños y menores de edad que aún permanecen en los centros de acogida y cuyos padres no han sabido nada de ellos porque no hay quien les dé información.

Actualmente en Estados Unidos los menores no pueden ser privados de la libertad por más de 20 días, pero el gobierno Trump ha pedido a la justicia que este límite se amplíe.

Según el Departamento de Seguridad Nacional 522 niños de los 2.300 ya están con sus padres, pero permanecen en prisión con ellos.

Publicidad

Gracias por elegir la independencia.

Recuerde que puede ver Noticias UNO los sábados, domingos y festivos a las 8:00 p.m. por el Canal 1programa ganador de nueve premios India Catalina.

El noticiero es dirigido por Cecilia Orozco y presentado por Mábel LaraGermán Arango y Cristina Hurtado.

Lea aquí más informes de Noticias UNO