Un accidente registrado en la armería de la entidad, produjo un incendio que ya fue controlado por seis carros bomberos.

Al parecer, una de las cargas de dinamita que estaba en la bodega de la división de antiexplosivos de la Fiscalía desencadenó el  incendio.

Aunque está acordonado el edificio por investigadores del CTI, no se presentaron victimas humanas.   

Voceros de la institución descartaron que la explosión fuera causada por un atentado.