Al fallar una tutela la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia negó la petición que presentó la defensa de Enilce López, sobre el hecho de que se le permitiera la detención domiciliaria.

En la acción judicial, se argumentó que a López se le estaban vulnerando sus derechos dado a que presenta graves problemas de salud.

Sin embargo, la corporación judicial rechazó los argumentos al indicar que no se le están vulnerando sus derechos vida, integridad personal y dignidad.

No obstante la Corte aclaró que antes de efectuarse algún traslado a un centro carcelario, el Inpec, primero deberá garantizar que se cumplan las condiciones de seguridad y atención médicas necesarias para prestar los adecuados tratamientos a López.

«Se tiene que si bien se revocó la prisión domiciliaria también se dispuso que «en caso de no existir al interior del INPEC reclusorio que cumpla con las recomendaciones emitidas por los médicos tratantes, y en los dictámenes médico forenses tanto de estado de salud como psiquiátrico, emitidos por el Instituto de Medicina Legal; SE SUPEDITA el traslado de la sentenciada hasta tanto el INPEC lo adecue, y en ese sentido se requerirá a la directora del centro penitenciario el Bosque de esta ciudad, al director regional norte y al director Nacional del INPEC» orden con la cual claramente le están protegiendo los derechos que alega conculcados, o amenazados de ser transgredidos» señaló el magistrado Luis Guillermo Salazar.

Publicidad