Un estudio de la Universidad de los Andes alerta sobre el incremento de robo de energía en el departamento del Cauca para el funcionamiento de los invernaderos de marihuana.

La situación fue documentada en el norte del Cauca. En Toribío, el 80 por ciento de la energía que va por las redes se desvía por conexiones fraudulentas. En otros siete municipios las pérdidas de la electrificadora son del 50 por ciento.

Por el hecho de no tener que pagar en estos invernaderos consumen más energía de la necesaria, “es excesivo e ineficiente”.