Una de las primeras en mostrar su total oposición a la clonación de monos ha sido la Organización no gubernamental de defensa de los animales Peta, asegurando que este experimento es un espectáculo de terror y sufrimiento que además representa una pérdida de tiempo y dinero.

La revista especializada Cell publicó un estudio de científicos chinos que ha clonado a dos primates genéticamente idénticos por primera vez.

“Dos macacos de cola larga fueron creados a partir de células de tejido de un primate macaco adulto, en un procedimiento llevado a cabo en un instituto de ciencias de la ciudad china de Shangai.

Los científicos responsables han asegurado que con esto no buscan la clonación humana.

Mu-Ming Poo, supervisor del proyecto sostuvo que “la clonación humana probablemente se pueda realizar, pero nadie lo hará y ciertamente nosotros tampoco lo haremos. La ética social no nos permitiría hacerlo. Hacer clonación de primates y no de humanos apunta a entender la salud humana y el cerebro humano”.

Aseguran que la principal razón para clonar a estos primates es porque son muy cercanos a los humanos evolutivamente y pueden ayudar en tareas de investigación de enfermedades.