Denuncian acoso laboral en la comisión de asuntos de la mujer del Congreso

Equipo Digital NTC - 18 de marzo del 2018

Dos politólogas que iniciaron su carrera en la Comisión de la Mujer del Congreso casi no pueden terminar su trabajo porque además del maltrato que aseguran haber recibido, dicen que las intimidaron para que retiraran la denuncia de su caso.

¡Qué tal esto!

Leidy Pérez y su compañera de estudio tuvieron la suerte de dar los primeros pasos de su carrera profesional como practicantes y voluntarias en la Comisión de la Mujer del Congreso de la República.

«Reivindicamos los derechos y valores de las mujeres» indicó Leidy Pérez, Estudiante Universidad El Rosario.

Por su parte, Luz Adriana Moreno, Presidenta Comisión de la Mujer, asegura que «hay unas niñas practicando las cuales se les ha dado información y se les ha reconocido el trabajo tan importante que han hecho». 

La secretaria provisional hoy sostiene que no habría mejor ambiente para ellas, debido a su especial capacidad para entender el maltrato.

Le podría interesar: La Justicia Especial para la Paz abrió sus puertas

«Yo sé cómo sufren las mujeres de este país», dijo Amanda Arce, Funcionaria Comisión de la Mujer.

Su expectativa era poner en práctica lo aprendido durante cinco años, en Ciencia Política.

«Hacer seguimiento… emocionadas», indicó la estudiante. 

Pero de la emoción pasaron a los nervios, porque sus horas de sueño se interrumpieron para escuchar las quejas de quien se encargaría de calificar sus prácticas, Amanda Arce.

Leidy: «Ustedes son unas brutas, ustedes son unas idiotas, son unas ineptas… no quería venir a trabajar… lloraba todo el tiempo».

Le podría interesar: Gustavo Petro se proclamó el nuevo Galán, en la plaza en la que fue asesinado el líder liberal

Amanda aseguró a Noticias UNO que “no tengo un lenguaje de esos… Las aprecio mucho que les tengo una gran… un… como un grato recuerdo”.

Y porque al otro día las misiones que les asignaba ya no tenían que ver ni con la ciencia política que habían estudiado, sino con el maltrato.

Indica Leidy que: «nos llegó a tirar los papeles al piso y a obligarnos, oiga recójalo y demás». 

«Yo les decía ¡que niñas en verdad!…  son niñas excelentes» respondió Arce. 

Y en la medida que pasaban los días, ellas veían que su oficio se estaba transformando en varios.

Vea También: Habitantes del municipio de Choachí sorprendidos por el alza de 4000 % en el impuesto predial

Leidy: «Tráeme un tinto, tráeme una aromática, llego a una reunión me haces un favor y la atiendes, pero no era opina y demás, recoge los asientos, recoge a la gente».

Amanda: «Sí, de pronto le haya pedido algún favor y ella se haya molestado».

El maltrato incapacitó a Mariana

Leidy: «Ella no tuvo consideración alguna con la condición que ella misma generó»

La comisión tenía como presidenta a Adriana Moreno, que acaba de perder su investidura por ausentismo, a cuyo despacho fueron a darle a conocer la situación de maltrato.

Leidy:»La asesora se llama María Luisa y le comento toda la situación… No, voy a hablar con ella».

Allí, tampoco cambiaron las tareas.

«¿para servir los tintos y comprar helados y traer cigarrillos?», se cuestiona Leidy.

Ellas dicen que se quedaron esperando la carta de la congresista, por su parte Moreno dice que apenas se enteró le dio trámite a la queja. 

 Luz Adriana indica que: «yo no tengo ningún conocimiento de estar involucrada en ese proceso, llegó a la Comisión de la equidad de la Mujer e inmediatamente lo trasladamos a la oficina correspondiente». 

Pero la jefe informal de las practicantes jugó su propia carta.

 Leidy: «Le dice a Mariana, ustedes retiran la carta y yo te hago pasar la pasantía… chantaje completamente».

Amanda Arce negó los señalamientos

Amanda: “Eso sí que es una mentira de verdad muy grande”.

La inminencia de un concepto negativo sobre su desempeño en la práctica y el posible retraso de su titulación, forzó al pronunciamiento de la Universidad:

y de la presidencia de la Cámara: