La policía española llevaba a cabo este lunes una operación contra el amaño de partidos, que apunta a varios jugadores y exjugadores, así como a dirigentes del club de fútbol de Huesca, informaron fuentes de la investigación.

Las pesquisas versan sobre posibles amaños en «partidos de segunda y primera división de la temporada pasada y de esta», según las mismas fuentes.

«Entre los partidos amañados de primera división hubo varios del Real Valladolid», que preside el exfutbolista Ronaldo Nazario desde septiembre pasado.

Entre los presuntos implicados en estos amaños que se están investigando se encuentran el exjugador del Real Madrid, ya retirado, Raúl Bravo, así como el centrocampista del Valladolid, Borja Fernández, también retirado al término de esta temporada.

También está Carlos Aranda, que pasó por varios clubes de LaLiga, Samuel Saiz, jugador del Leeds que jugó cedido esta temporada en el Getafe o Iñigo López, futbolista del Deportivo de la Coruña (segunda división).

Los investigadores consideran a Raúl Bravo, de 38 años y que jugó en el Real Madrid en los años 2000, como el cabecilla de la organización.

Asimismo, están siendo investigados varios directivos del Huesca, incluido su presidente Agustín Lasaosa. El club, recién descendido a segunda tras un año en primera división, habría participado en el amaño de partidos cuando todavía estaba en Segunda División.

Publicidad

Todas estas personas están siendo investigadas por delitos de «organización criminal, corrupción entre particulares y blanqueo de capitales».