Nuevas cifras revelan que los colombianos confían en la economía del país.

Un informe revelado hoy por la reconocida firma Raddar, que es una especie de DANE, pero en el sector privado, muestra que en el año que acaba de pasar, los colombianos incrementaron sus gastos en un 9,7 %: eso equivale a la medio bobadita de $ 727 billones.

¿A qué se debe este impulso en el gasto de los colombianos? Raddar lo adjudica al aumento del salario mínimo, superior al 6 %, a la importante llegada de remesas al país, que a noviembre sumó USD 6138 millones, al repunte en la colocación de créditos, así como a la migración venezolana, que también genera consumo, más las mejores tasas de interés de los bancos.

El mismo informe advierte que una cosa es todo el mercado y otra, muy diferente, la particularidad de cada persona en el mercado.