Cuando faltan menos de 24 horas para que se inicie el paro nacional, al menos miles -o tal vez millones- de colombianos recibieron, en la tarde de este miércoles, un mensaje de texto con el siguiente contenido:

Justo tras recibirlo, usuarios de telefonía celular de Claro, Movistar y Tigo, reportaron en redes sociales haber sido los destinatarios de números como el 1001, que al parecer está vinculado con una base de datos que usan los operadores para hacer envíos de mensajes masivos.

Aunque el mensaje hace un llamado a la manifestación en paz, generó cierta controversia por el acceso que tiene el gobierno a las líneas telefónicas celulares y sobre los costos para el erario que este tipo de campaña implica.

Publicidad

El periodista Carlos Cortes puso el debate en un hilo de Twitter sobre si este envío masivo realmente cumple con las normas legales, pues la mayoría de ciudadanos aseguran no haber autorizado, ni al gobierno ni a su operador, la suscripción a algún servicio como este.

El comunicador incluso aseguró que el gobierno les pidió a los operadores unirse a una campaña de envíos masivos.

La controversia surge por los permisos que tienen los operadores para hacer ese envío sin violar las leyes que protegen el uso de datos.

La Superintendencia de Industria y Comercio respondió a los reclamos y ofreció un trámite para quienes quieran interponer una queja:

En comunicación con el servicio al cliente, en el caso de Claro, para averiguar por este mensaje, solicitan validar el número de teléfono y después preguntan la hora de recepción, así como el número de remitente. Esta fue la respuesta:

«Para los usuarios que tienen lineas activas con Claro, manejamos unos mensajes publicitarios o informativos».

Lo curioso es que incluso quienes tienen restringida la recepción de estos mensajes están recibiéndolos. Así lo confirmo la operadora:

«Aquí no evidencia que estén activos para usted (…)El mensaje no debió haberle llegado y podemos hacer un bloqueo, pero los mensajes son directamente desde el gobierno».

Al solicitar el bloqueo de estos mensajes, la operadora de servicio al cliente aclaró que en sus registros este envío del Gobierno no aparece para el número de celular que se le suministró, y que por lo tanto no obtuvo constancia de que efectivamente llegó.

Apenas horas antes de que inicie el paro nacional, esta podría ser otra de las medidas preventivas que aplicó el Gobierno y que se suma a campañas en televisión y prensa, y a otras como el acuartelamiento de la Fuerza Pública y el cierre de fronteras.